martes, marzo 18, 2014

Ochentaydos semanas

Hace 82 semanas nos tocamos con el miedo del primer beso, nos mojamos hasta las cinco de la madrugada y terminé tiritando de frío con tu cuerpo encima del mío... Aquella noche hubiera sido infinita, aquella noche mis fantasmas nos alejaron, tu te llevaste mis lágrimas, me hiciste entrar en la piscina, no existía nada ni nadie más durante esa noche...
No sabíamos que 82 semanas después nos quemaríamos la piel de esta forma, me queman las yemas de los dedos porque no pueden recorrer el infinito camino de tu espalda...
Subiremos a la luna cuando te atrevas y saltes... Nos conoceremos de nuevo y aprehenderemos el lenguaje de la felicidad...
En la guerra solo hay heridos, no gana nadie, no ganan mis ganas ni las tuyas...
Hace 82 semanas fuimos como nunca volveremos a ser...

2 comentarios:

Héctor López dijo...

Si pudiera cambiar el título a "42 semanas", diría que me estabas espiando.

No podría expresarlo mejor.

¡Saludos!

Anónimo dijo...

Genial¡¡