miércoles, abril 19, 2006

Engáñame a mí también.

No estoy enamorada de tí, pero te regalaría mi primera sonrisa del día sólo por saber a qué sabrá tu piel, a qué sabrá tu piel.

Tu arte; el arrastrar palabras donde te escondes. Sólo por los silencios que dejas caer entre tus secretos, me dejaría engañar cada noche de mi vida. Me dejaría besar, me perdería en tu boca.

Sólo quiero saber qué es estar muy cerca de tí, que tus dedos manejen mi espalda. Haz que crees, yo fingiré también, que aunque mañana nos diga que todo acabó, repetiremos cada vez que nos crucemos de nuevo.

Engáñame a mí también, pero tropiézate conmigo. Engáñame a mí también, pero rómpete conmigo. Engáñame a mí también, tengo envidia de sus celos.

Tus ojos contienen a tu alma, que no se escape más; ciérralos ya o engáñame a mí también. Miénteme cuando no esté contigo.

Engáñame a mí también, hazme un sitio en tu recuerdo. Engáñame a mí también, tengo envidia de sus celos.

4 comentarios:

kay dijo...

jo nenita no sabes cómo me han llegado hoy tus palabras en clave... como una llave sin duda, en forma de astilla. Me ha encantado, y el efecto.. bueno, me lo callo

Enric dijo...

A veces no sabes si es mejor hacerte ilusiones o dejarte engañar... no?:)

besos

Enric

scarlett7 dijo...

es una cancion que me ha llegado,no sabría como ponerla aki para que la escucharais pero es preciosa,si podeis escucharla hacedlo:)

fer dijo...

que bueno!.. no conozco la canción.. pero me encanta lo de "Engáñame a mí también, pero tropiézate conmigo"..
abrazos